Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Noticias
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 
La adopción de las nuevas tecnologías por la AEAT y consecuencias en el contribuyente
Jordi Fuentes-10/11/2016-06:00

La Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, establecía en su artículo 48.1 que en el cómputo de los plazos por días se entendía que estos eran hábiles, excluyendo los domingos y festivos, es decir, el sábado era día hábil a excepción de que éste fuera festivo.

En su artículo 38.4, se establecían las diferentes modalidades de presentación de escritos, comunicaciones y solicitudes que los ciudadanos podían utilizar para comunicarse con la Agencia Estatal de Administración Tributaria (en adelante AEAT), por ejemplo, personándose en el registro de los órganos administrativos (Administración General del Estado, Comunidad Autónoma y Administración Local) y en las oficinas de correo mediante correo administrativo, entre otras.

La nueva Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas y que entró en vigor el 2 de octubre de 2016, establece en su artículo 30.2 que en el cómputo de los plazos por días los sábados pasan a ser inhábiles.

Asimismo, en su artículo 14.2 establece que las personas jurídicas y las entidades sin personalidad jurídica están obligadas a relacionarse con las Administraciones Públicas a través de medios electrónicos para la realización de cualquier trámite administrativo. Esto significa que ya no pueden personarse en el registro de las administraciones para presentar escritos y comunicaciones, ni tampoco enviarlos mediante las oficinas de Correos por correo administrativo.

Desde hace tiempo la AEAT ya se comunica con sus contribuyentes, a través del Servicio de Comunicaciones Electrónicas, mediante la Dirección Electrónica Habilitada (en adelante la DEH). El contribuyente necesita una cuenta de correo electrónico personal y un certificado electrónico (persona jurídica), o el DNI-e (persona física), para poder acceder a la DEH y así descargarse las notificaciones. Pero éste no es el único medio en el que podemos recibirlas, ya que también las podemos recibir en la sede electrónica de la AEAT.

Por ello, es muy útil solicitar a la AEAT los días que necesitamos disponer para no recibir notificaciones en nuestro buzón del Servicio de Notificaciones Electrónicas o en la sede electrónica de la Agencia Tributaria. Disponemos cada año natural de 30 días y solo con entrar en la página web de la AEAT / sede electrónica / otros servicios / notificaciones / notificaciones electrónicas / solicitud de días en los que no se pondrán notificaciones en dirección electrónica, podemos solicitarlos para poder disfrutar de vacaciones sin el temor de recibir notificaciones y no poder contestarlas.

La AEAT se está adaptando a los tiempos en los que vivimos, gracias a la adopción de las nuevas tecnologías, la total utilización de medios telemáticos para realizar todo tipo de comunicaciones (entre la administración y los contribuyentes) y, desde el pasado 2 de octubre, pasando los sábados a ser inhábiles.

Todo ello conlleva que los contribuyentes, para poder estar en contacto con la AEAT, tengan que adaptarse obligatoriamente a las nuevas tecnologías o, en el caso de que no puedan hacerlo, pueden utilizar los servicios de profesionales cualificados para que realicen todas sus gestiones.

De no hacerlo así, el contribuyente se expone al riesgo de que se den por notificadas comunicaciones que pueden tener una gran transcendencia patrimonial para él y que, efectivamente, no ha recibido.

Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Nueva tienda Thomson Reuters
BUNDLE CONGRESO INTERNACIONAL COMPLIANCE + FCPA
JORNADAS ACTUALIZACIÓN MATERIA ADMINISTRATIVAS ULTIMOS DÍAS
WP EXCEL
 
Title 1
 
Autor
Jordi Fuentes Mené
Jordi Fuentes Mené
Jordi Fuentes Mené
  • Área Fiscal y Contable de Insolnet SLP

Experto en fiscalidad y contabilidad, Jordi Fuentes se formó en las aulas de la Universitat Oberta de Catalunya y el Colegi d´Economistes de Catalunya. Su trayectoria profesional se ha desarrollado íntegramente dentro del campo de la gestión de concursos de acreedores, confección de peritajes y liquidación de empresas, en diferentes sectores de actividad, destacando el inmobiliario, turístico, automoción y construcción.

En la actualidad, y desde comienzos de 2013, Jordi forma parte del departamento Fiscal y Contable de Insolnet Soluciones Concursales SLP, despacho profesional español especializado en ofrecer soluciones de insolvencia.