Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Noticias
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 
Reflexiones sobre la fiscalidad de los congresos médicos
Paula Pérez Fernández-25/04/2018-06:30

La industria farmacéutica financia una parte importante de la formación del personal sanitario, mediante su intensa colaboración en la organización de congresos médicos y reuniones científicas, siendo los pacientes los principales beneficiarios de esta formación.

  • La asistencia a los mismos no debería generar renta gravable para los profesionales médicos.
  • La fiscalidad no puede ser un obstáculo para que estos profesionales acudan a los congresos médicos.

El Código de Buenas Prácticas de la Industria Farmacéutica garantiza que la finalidad exclusiva de estos eventos sea la formación de los profesionales. Por tanto, la asistencia a los mismos no debería generar renta gravable para los profesionales médicos, dado que la formación no sirve al fin particular al que se refiere el artículo 42 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), al definir las rentas en especie.       

En esta misma línea, la Proposición no de Ley sobre la tributación de las transferencias de valor de la industria farmacéutica y de productos sanitarios del Sistema Nacional de Salud, publicada en el Boletín Oficial de las Cortes el 16 de marzo de 2017, instaba al Gobierno "a seguir considerando exentas de tributación las transferencias de valor dedicadas a la formación de los profesionales del Sistema Nacional de Salud, teniéndose por tales los pagos de las inscripciones a cursos, congresos o cualesquiera actividades formativas (...)".

Sin embargo, el Tribunal Económico-Administrativo Central (TEAC), en su resolución de 4 de abril de 2017 y, posteriormente, la Subdirección General de Información y Asistencia Tributaria de la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT), en su informe de 5 de mayo de ese mismo año, concluyeron que las cantidades satisfechas por los laboratorios farmacéuticos para la organización de los congresos y reuniones científicas, constituyen una retribución en especie sujeta a tributación en el impuesto personal de los asistentes, acogiendo el criterio seguido por la Dirección General de Tributos en resoluciones previas.

El argumento de la finalidad formativa no se acepta

A pesar de la claridad de la norma a la hora de definir las rentas en especie, ni el TEAC ni la AEAT aceptan el argumento de la finalidad formativa para considerar que la asistencia a estos congresos no debería generar renta sometida a gravamen en los asistentes.

Como consecuencia de la polémica generada a raíz de la publicación de estos pronunciamientos administrativos, el ministro de Hacienda y de la Función Pública se comprometió a modificar la norma tributaria.

¿Quiere leer el documento completo?

Compartir por email
Imprimir
 
 
 
TAZAS
III Congreso Internacional Compliance
Onesource
Dossier: RGPD
 
Tarifa plana
 
Autor
Paula Pérez Fernández
Paula Pérez Fernández
Paula Pérez Fernández
  • Asociado Principal de Deloitte Legal

Asociado Principal de Deloitte Legal.